Con Tinta Negra

Entrevista al rapero español ZPU por su nuevo disco “Espejo”

Sin duda alguna, ZPU es uno de los mejores raperos de este país, España. Con el paso de los años se ha ido consolidando en el escalafón más alto del rap español a pesar de las dificultades que se encuentra para difundir su música. Tal y como él dice en esta entrevista, “Spain is different” pues que quizá sea uno de los pocos países en los que el Hip Hop está absolutamente denostado por los medios. Sin embargo, eso no es algo que le asuste a ZPU a la hora de sacar uno de sus discos más personales y es que Espejo es justo eso, un espejo de lo que es este rapero que comenzó en este mundillo hace ya muchos años. No obstante, mejor que nos lo cuente él mismo.

1.Ya han pasado muchos años desde que comenzaste en esto del rap, ¿cómo fueron tus primeros pasos en este mundo? ¿Al principio para ti el rap era una vía de escape de la realidad?
Unos cuantos, la verdad es que sí. Pues mis primeros contactos con el hip hop fueron a mis once años, una época en que esa cultura urbana estaba pegando fuerte en España. Ahí empecé a escuchar, a pintar, a bailar… era lo que algunos de la generación mayor a la mía hacían, así que supongo que algo de imitación también hubo. Poco después, con 14 o 15 años, me junté con mi hermano Soma y con otro amigo y decidimos montar un grupo, y ahí comencé a escribir mis primeros versos.
Yo entré en el hip hop más por la vía del graffiti, pero en seguida tuve inquietud por el rap. Como te decía, por el 94/95 y ya conociendo a más gente del hip hop del barrio donde vivía entonces, nos juntamos unos cuantos para formar ‘Muerte Acústica’, el grupo con el que empecé este camino y la aventura de las maquetas, las cintas… Al principio creo que era porque me hacía sentir diferente, porque en esos años era el único de mi colegio que hacía rap. Aunque en seguida aparecieron los primeros sueños: hacer un concierto, viajar a algún lugar fuera de lo conocido… Supongo que fue el inicio de mi sentimiento de que este paseo que es vivir, merece ser vivido.

2. Sin duda alguna, has evolucionado como rapero, todos tus álbumes en solitario te avalan perfectamente pero, ¿tú cómo valorarías esa evolución? ¿Ha sido duro llegar al lugar en el que te encuentras ahora?

Creo que he ido creciendo con cada álbum, en lo personal y en lo artístico. Y como aquí estos dos ámbitos van de la mano, si crezco personalmente es muy posible que mi arte lo haga. Esta es mi lucha y mi reto conmigo mismo, para mí algo inherente al hip hop, un deseo de auto superación constante.

Sobre todo me quedo con las sensación de que en cada disco he dado todo, el cien por cien de lo que era capaz en cada momento.
Sí ha sido duro, mucho. Y satisfactorio, también. Ha sido duro no tirar la toalla en cientos de momentos, no caer en la autocomplacencia y así trabajar muy fuerte para mejorar, pelear durísimo para hacer de esta pasión mi trabajo y sustento. Vivir del arte es muy complicado. Vivir creando también lo es, porque si es honesto requiere todo de uno. Bucear en las profundidades del alma de uno mismo es realmente doloroso. Romper el ego para crecer lo es.

3. Tu último disco Espejo ya tiene cientos de reproducciones en Spotify, teniendo una buena acogida desde que se publicó en noviembre, ¿qué diferencia este álbum del resto?
Sin duda es mi trabajo más íntimo y personal. Hay un destrozo tremendo, una mirada hacia adentro brutal. En los últimos años se están sucediendo cambios muy importantes en mi vida, y estos me han obligado a mirarme de forma honesta, con los ojos de la realidad. Entonces estoy pudiendo ver, creo que por primera vez, todo lo que no me gusta de mí, todo lo que está roto en mi interior, lo feo. ‘Espejo’ es el reflejo de empezar a ver eso y contarlo con plena honestidad, con la idea de ir cambiándolo. Así, aunque sea un disco que habla mucho de mi sombra, de mi oscuridad, creo que lo hace desde una visión algo esperanzadora. Este disco me ha salvado la vida. Si no me hubiera vuelto loco para ver y rapear lo que hay devastado en mí, quién sabe dónde estaría ahora.

Creo que estos cambios personales tan fuertes han hecho de ‘Espejo’ lo que es, el trabajo más sincero de mi carrera. Además, al encontrarme mejor y más libre por estos cambios personales, he podido usar el lenguaje de otra forma, usar la palabra con mayor calidad y captar los conceptos de las canciones con una profundidad que hasta ahora no había sido capaz.

4. Espejo contiene 15 canciones con diferentes temáticas, ¿te quedarías con alguna en concreto? ¿Por qué?
Seguramente de anteriores discos podría decirte alguna canción, pero no de ‘Espejo’. Hay tal proceso interno para escribir cada sílaba, que no quiero quedarme con una. Es el disco que llevo persiguiendo toda mi vida, las líneas a las que he aspirado siempre, los conceptos y la profundidad con la que soñé por tantos años.

Aun así y por jugar un poco al juego, te diré que ‘Anónimo’ es la cúspide de alguna manera de este álbum. Fue la última canción que escribí antes de la grabación, y la culminación de ese proceso tan salvaje del disco. Por fin pude cantarle al extremo, a mi vida en él, y liberarlo. Reconocerlo para soltarlo. Decirle que ya no quiero vivir más en ese extremo, que nadie (ni siquiera el cielo) sabe lo que me ha hecho sufrir vivir así.

Y ‘Perdónalos’ porque con esa canción empezó todo. Quise escribir hacia fuera, sobre lo de fuera, de la forma más poética y cruda. Al escribirla me di cuenta de que tenía algo especial entre manos, algo que no había ocurrido antes. En seguida llamé a mi hermano Soma y cuando pude rapeársela y vi que él lo percibía igual, supe que era el momento y la forma para lo que vendría.

5. 15 días de agosto es una tema que habla de un estilo de vida “conformista y sumisa”, ¿la sociedad española es así?
Mucho. La sociedad en general, de aquí y de fuera. Es el patrón del nace, obedece, crece, produce, muere. Es el no sientas nada, el sigue las conductas establecidas. Mata tu esencia, esa que te dice que hagas de tu camino algo tuyo. Mata la luz que está brillando en ti y que te indica que sigas tus pasiones, tus llamas.

Mejor “Pon un crucifijo encima de tu cama. Ten hijos, sé mamá. Atiende a la clientela; ya los criará la abuela”. Eso propugna el sistema, al que no le interesa tener ciudadanos con criterio propio, con inquietudes ni valores. Al sistema no le interesa la gente con ideas diferentes o con formas de vivir ni pensar diferentes. Y la gran mayoría lo hace, obedece y se somete plenamente. Es un sin sentido. Este paseo es muy corto, y como digo también en ‘Hay vida’: “La vida es el regalo de estar vivos”. Ya que se me ha concedido el don de estar vivo y ser consciente de ello, al menos trataré de vivirlo a mi manera, persiguiendo algo que lo haga divertido, y triste, y alegre… vivo al fin y al cabo. Así lo veo yo.

6. Aunque no sea sencillo definirlo brevemente el disco Espejo, ¿qué mensaje quiere transmitir? ¿Tal vez que hay que vivir la vida sin límite antes de que sea demasiado tarde?
Tú lo has dicho, hay tantísimo en ‘Espejo’. ‘Ven, pasa’ es un: bienvenido, te voy a mostrar lo que realmente hay aquí dentro. Lo horrendo. Sin trampa ni cartón. Es mi forma de enseñarte lo que está jodido en mí, y de decirme que sé que el único capaz de cambiarlo soy yo. ‘Hay vida’ es la luz que sí hay debajo de tanta miseria y desgracia cuando miro ahí fuera. Hay gente haciendo cosas maravillosas. ‘Ahora quién’ es mi forma de decirle a aquella que se alejó que no va a encontrar con quién compartir cosas tan especiales como las que tuvimos. Encontrará otras, pero desde luego esas no. Y así cada canción, cada verso.

‘Espejo’ para mí es un para. Para y mírate. 100% honesto. Si lo haces vas a ver lo oscuro de ti, y solo viéndolo podrás ver lo claro que vive en ti. No es vivir la vida sin límite, es más un tratar de vivir la vida que quieres. Esa que no te atreves a vivir.

7. A la hora de crear las letras de tus canciones, ¿te vale tan solo con pensar en las vivencias que te suceden día a día? ¿A veces la realidad se convierte en el mejor guión?
Sí en mi caso. Nunca he escrito películas, menos en ‘Espejo’. Sé que este nuevo disco es totalmente lo que soy. Al menos, lo que alcanzo de ver hasta ahora de mí. Para escribir estas letras me he tenido que destrozar por dentro. Y tocar el fondo, romperlo y seguir más abajo. Y volver a tocar otro fondo, romperlo y seguir más abajo. Por ejemplo ‘Última llamada´ es un concepto que lleva conmigo varios años, pero que no había podido escribir hasta ahora. Tuve que tocar mi fondo, realmente sentir que debía hacer la última llamada a las tres personas más importantes de mi vida. Porque estaba en el fondo, sin “fuerzas, ni pilas ni ganas. Solo un vacío eterno que empalma semanas. El vacío de un palacio sin ventanas.”.

Mi reto es escribirme en papeles en blanco. A veces escribo historias que me tocan, pero en ‘Espejo’ he logrado escribirme. Es un proceso raro, que atiende a la emoción más que a la razón. Para crear estas líneas he tenido que romperme por dentro para así estar en cada una de las emociones, no sentirlas, estar en ellas.

8. ¿Tienes algún cantante/rapero que sea un referente para ti? ¿Por qué?
Vaya, unos cuantos. En el rap te diría que Nach ha sido y es un referente para mí. Por su forma de decir las cosas que siente y que le ocurren, manejando el lenguaje a su antojo para hablar de sus profundidades. Fito es otro artista que me toca demasiado, por muchas cosas, entre ellas la capacidad de condensar en una frase sentimientos que a mí me exigen diez. Kery James es, desde hace años, mi principal referente. No he escuchado a nadie que me diga las cosas como él. Es capaz de hablar de su interior con un léxico sublime, y de hablar de lo que ocurre fuera de él con un nivel de compromiso y conciencia del detalle que me alucina.

9. A lo largo de toda tu trayectoria profesional has hecho diversas colaboraciones con otros raperos, ¿alguna ha sido particularmente especial para ti?
Hombre, colaborar con Sho-Hai fue algo grande para mí, por tenerle a él en uno de mis trabajos y por contar con uno de los mc´s de ‘Violadores del verso’. Eso es grande. Además conocer su sencillez, humildad y su gran corazón me tocó realmente, y hoy le guardo un gran cariño. Contar con ‘Soprano’, uno de los gigantes del rap francés, fue algo enorme también. Siempre que la música me junta con otro artista es especial. Y en ‘Espejo’ la única colaboración ha sido con Marwan, y me llena tanto. Lo admiro de muchos años atrás, su nivel de poesía…es un mago del verso. Que forme parte de este trabajo es un honor y su aportación a la canción ‘Perdónalos’ pone la guinda a un disco tan personal.
Y no me olvido ni por asomo de los productores que colaboran y me regalan su arte en mis discos. Especialmente Soma, que es la mitad de todos mis proyectos.

10. España o, al menos sus radiofórmulas, tienen un estilo pop/comercial muy definido, ¿qué opinas al respecto? ¿El rap en español no tiene cabida?
Lamentablemente no la tiene. Siempre pensé que cuando lográramos éxito, a las radio fórmulas no les quedaría más remedio que dejarnos entrar. Pero me equivocaba. Hace mucho que conseguimos un nivel de repercusión grande, y siguen obviando al rap. Somos el único país que conozco donde sucede que saquemos discos que alcanzan los primeros puestos de las listas de ventas, que nuestras canciones se escuchen por millones en la red, y que no sonemos en las radios. Spain is different dicen… Spain sucks digo yo.
Para mí es fruto de la ignorancia y el miedo. Como digo en ‘Carta abierta’ del nuevo disco: “Temen a mis versos ciertos, la conciencia.”

11. Cuando empezaste en la industria, ¿te esperabas que algún día terminarías convertido en un referente?
No. Ni en mis sueños más osados. Al menos en mis inicios. Hoy un chaval de 15 años sí puede pensar ese tipo de cosas, pero en el noventa y poco era imposible para mí imaginarlo. Aspiraba a dar un concierto en mi pueblo, luego a darlo fuera de mi ciudad… A escribir una canción que molara, a grabar una maqueta en cinta. Creo que hasta mi primer disco ‘Hombre de oro’ no tuve realmente las ganas de demostrarme si era o no capaz de ir más allá, de desarrollar una carrera. Es un orgullo seguir en ello tantos años después y saber que mi música me ha cambiado la vida, y ha tocado a tantas personas que no son yo.

12. ¿Sueles escuchar rap en inglés?
Todo el tiempo. Y francés. Son mis dos fuentes de origen y permanecen como tales. Nos llevan muchos años y evolución de ventaja y me sigo nutriendo de lo que hacen. También me ponen los pies en el suelo; escucho el último disco de Machine Gun Kelly y me digo: “Dios, no me queda nada”.

13. Por último, ¿qué mensaje le transmitiríamos a tus seguidores que te están leyendo en el blog de Con Tinta Negra?
Mi agradecimiento por sentirme como lo hacen y por mostrarme su apoyo. Que os veo en los conciertos del ‘Espejo Tour 2017’ que arrancamos en Febrero, con enormes ganas de miraros a los ojos y compartir este nuevo álbum. Y que ojalá se vean en este ‘Espejo’.

ZPU – Espejo

Entrevista realizada por David H. Díaz y Virginia Tenoury.

David H. Díaz

Graduado en periodismo y especializado en comunicación digital. En este magazine trato de satisfacer dos de mis grandes pasiones, escribir y hablar sobre R&B y Hip-Hop en inglés. Estilos musicales que comencé a escuchar desde muy pequeño y que cada vez son más importantes en mi vida. Espero que "Con Tinta Negra" sea un espacio para hablar sobre música no solo por mi parte sino también por la tuya.

  • Kaste

    El mejor!!!!!!
    Buenísima entrevista!

COLABORADORES